En blog

En Lumipark tenemos más de seis años de experiencia haciendo alianzas con nuestros clientes y ayudándolos a cumplir sus metas de proyectos urbanos de alumbrado vial, tiempo en el que hemos ganado la experiencia necesaria para seguir asesorando a los nuevos emprendedores. Durante este tiempo, nos hemos percatado del impacto que causa una zona después de que ha sido debidamente iluminada, carreteras, estacionamientos, vialidades primarias y secundarias, y camellones peatonales que no contaban con una adecuada iluminación se transforman y la gente vuelve a transitar los lugares sin importar la hora.

Desde hace unas décadas, las condiciones de seguridad en el país no son las más favorables, un clima que se siente más tenso sobre todo en las ciudades más grandes de México, en las que la gente debe mantenerse alerta al salir de casa, para así cuidar sus pertenencias y su integridad. Por sentido común las personas evitan aquellos lugares con mala iluminación, pero lamentablemente la reputación se ha ganado a pulso, porque en la mayoría de las ocasiones estos puntos ciegos son como un imán donde los delincuentes aprovechan para efectuar asaltos y actos de violencia contra los ciudadanos. Por eso es de vital importancia que una ciudad se encuentre bien iluminada, porque además de las razones de seguridad, permite dotar a los espacios públicos de alumbrado público de la visibilidad adecuada para la circulación de las personas, para que así puedan llevar con normalidad el desarrollo de sus actividades durante la noche.

Cabe mencionar que el sistema de alumbrado público lo constituyen la red de cable, postes o arbotantes, luminarias y lámparas, así como los medidores instalados en las vías de las ciudades. No obstante, desde hace décadas, en muchas ciudades del país se ha venido agravando el problema de la falta de alumbrado público, por lo que es muy común encontrarnos con calles, zonas de puentes y sobre todo áreas peatonales sin la iluminación adecuada. Este déficit de infraestructura casi siempre responde a sistemas que ya no funcionan de la forma adecuada, es decir que el paso del tiempo los ha convertido en obsoletos, con el agravante de que su mantenimiento cada vez resulta más costoso, lo que implica un perjuicio importante para las finanzas municipales.
La prioridad deberá ser que se renueven las instalaciones en mal estado, que requieran mantenimiento, que se averíen a menudo e incluso las anteriores a la década de los 70, porque tienen un consumo más elevado; así como las que se encuentran en calles donde falta luz o que las farolas afecten al arbolado. Las necesidades dependen del área en que se requiera iluminar. En Lumipark recomendamos el alumbrado público LED por el ahorro de energía y económico que representa.

El alumbrado público puede llegar a representar desde el 40 al 50% el consumo energético de un ayuntamiento, por lo que se hace necesario definir algunas de las tecnologías más eficientes que se encuentran en el sector y algunas medidas que pueden aplicarse para reducir el consumo. Una interesante investigación arroja resultados que favorecen a las calles que se iluminan con luz LED.

La Universidad de Granada y sus investigadores realizaron un análisis enfocado en la percepción de seguridad y bienestar que sienten los peatones al circular por calles con distintos tipos y niveles de iluminación, los resultados revelan que las personas tienen una mayor reactividad ante cuestiones subjetivas, cuando hay más luz y es de color amarillento, técnicamente denominada “amarillo-sodio”, mientras que perciben mayor seguridad con luz blanca (LED). Una de las posibles razones es que este tipo de luz blanca, permite identificar más fácilmente los rostros de las personas. Este trabajo sugiere también, que las luces con alto contenido en longitudes de onda azules, producen una mayor inhibición de melatonina, conocida como la hormona del sueño, algo que ya había sido identificado en estudios de laboratorio por grupos de todo el mundo y que por primera vez los investigadores han comprobado para el alumbrado público en condiciones reales de tránsito. En definitiva, un buen diseño de alumbrado vial LED en espacios públicos, que permita una adecuada visibilidad sin deslumbramiento y pueda integrar otros dispositivos para detectar peligro, sería una importante herramienta para que las áreas urbanas se vuelvan más seguras.

La población urbana a nivel mundial está creciendo y se calcula que para el 2050 un 65% de las personas vivirán en las ciudades, un panorama que exige soluciones prontas a esta problemática. La iluminación de un entorno urbano no solo eleva la calidad de vida de sus ciudadanos, también es un factor que tiene una relación estrecha con la seguridad en las colonias y calles, debido a que su insuficiencia propicia una mayor comisión de delitos.

Calles más iluminadas permiten que las personas tengan un desarrollo adecuado de sus actividades y que incluso la convivencia familiar continúe aun cuando se ha metido el sol, sin que se vea mermada por una mala iluminación. Este factor además previene los accidentes de tráfico, porque la oscuridad es un factor de riesgo, y en las colonias  donde existe un acelerado crecimiento urbano es necesario un alumbrado público diseñado de acuerdo a las necesidades de cada área de la población.

Un alumbrado público adecuado permite avanzar hacia una ciudad más eficiente y una vía pública más confortable y segura para los ciudadanos en general. Una iluminación urbana mal diseñada favorece actos vandálicos y la percepción de inseguridad entre las personas debido a la oscuridad de las zonas que no son alcanzadas por la luz. De ahí la importancia de trabajar de forma integral por ciudades con la correcta iluminación que mitiguen problemas de vandalismo y se mantengan en la carrera por ser cada vez más seguras.

En Lumipark contamos con lámparas fabricadas con tecnología LED de última generación que tienen 50,000 horas de vida y 5 años de garantía, con preparación para cámaras de vigilancia y monitoreo vial. Son ideales para las carreteras, vialidades primarias y secundarias, así como estacionamientos y camellones peatonales.

En Lumipark nuestro objetivo es proveer lámparas para el alumbrado vial que tengan un equilibrio entre la funcionalidad y la estética, teniendo en cuenta la seguridad de los peatones, la movilidad sostenible, la ecología urbana y realzando la arquitectura más icónica.

Publicaciones recientes

Empieza a escribir y presiona Enter para buscar